Seis preguntas esenciales en pedagogía - Educación - Sin permiso - Libros y Revistas - VLEX 940123772

Seis preguntas esenciales en pedagogía

AutorRafael Díaz Meza
Páginas53-63
CAPÍTULO II
SEIS PREGUNTAS ESENCIALES EN PEDAGOGÍA
“Recuerda que tu destino (vida) se ve con gurado no solo por las preguntas
que te hagas, sino ta mbién por aquellas que no te hagas”
(Anthony R obbins).
En primer lugar, los expertos no han acordado si la pedagogía es una ciencia,
una mera actitud vocacional (como excepcionalmente lo creyeron algunos cándidos
maestros), una herramienta del conocimiento, una rama especial de alguna ciencia
o, una disciplina. Sin necesidad de teorías, tendencias o disquisiciones cientícas,
lo de herramienta suena mejor.
Importa aclarar, en cambio, que la expresión griega paidagogeo encierra un
Paidós que signica niño y un Ago que traduce guía. Es decir, lo que guía al
niño. O el que guía. Que puede ser pedagogo, maestro, profesor, facilitador
o mentor.
En segundo lugar, las preguntas en cualquier entorno y nivel, solo son idóneas
cuando son relevantes, es decir, cuando se alzan por encima del suelo, del relieve;
y, cuando no están dominadas por emociones, prejuicios o creencias.
En tercer lugar, las preguntas otorgan poder puesto que elevan a quien las
formula a un nivel superior, convirtiendo a su autor la mayoría de las veces en
rival psicológico. Con este rival no conviene discutir porque nunca aceptará otra
propuesta que no sea la suya. Es fácil identicarlo: su círculo arropa –con algunas
excepciones– a dueños del poder: mandamases, médicos, enfermeras, estafetas,
adivinos, brujos, presidentes de cuanta cosa existe o puede existir, autoridades,
contratantes, jueces, scales, procuradores, directores, ejecutivos, gerentes,
porteros, policías, militares, políticos, religiosos, asaltantes, profesores, banqueros
y ladrones. Y ahora con el covid-19 (por si hacían falta), domiciliarios.
El círculo arropa también a la mujer. O, ¿cuál marido ha ganado una
pelea sin que su mujer no lo haya arrastrado hasta la Fiscalía o ante el juez
de familia?

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR