Sentencia Nº 05045312100220140005700 del Tribunal Superior de Antioquia, 16-02-2018 - Jurisprudencia - VLEX 849629487

Sentencia Nº 05045312100220140005700 del Tribunal Superior de Antioquia, 16-02-2018

EmisorTribunal Superior de Distrito Judicial de Antioquia (Colombia)
PonentePUNO ALIRIO CORREAL BELTRÁN
Número de expediente05045312100220140005700
Número de registro81471440
Normativa aplicadaLey 1448 de 2011 \ Constitución Política de Colombia \ Ley 387 de 1997 \ Ley 418 de 1997 \ Ley 548 de 1999 \ Ley 782 de 2002 \ Ley 1106 de 2006 \ Ley 1421 de 2010 \ Ley 975 de 2005 \ Decreto 1290 de 2008 \ Ley 1592 de 2008 \ Decreto 1290 de 2008 \ Ley 160 de 1994
TRIBUNALSUPERIOR

Pretende el solicitante la protección del derecho fundamental a la

restitución de tierras sobre el predio rural denominado 'Parcela 28'

identificada actualmente con el Folio de Matrícula Inmobiliaria No. 007-

43491 de la Oficina de Registro de Instrumentos Públicos de Dabeiba y

la Cédula Catastral No. 480-2-004-000-0002-00005-0000-00000, con

1. La Solicitud de Restitución y Formalización

l. ANTECEDENTES

Se decide la presente solicitud de restitución y formalización de tierras

formulada por Carlos Wilder Eljach Osorno y frente a la cual presentó oposición María Lugarda Zapata Arias

No. 002 Restitución de Tierras 05045 31 21 002 2014 00057 00 Carlos Wilder Eljach Osorno María Lugarda Zapata Arias Ordena restitución y reconoce compensación a la opositora La Sala accederá a la restitución de tierras solicitada, por encontrar acreditados los presupuestos de la acción contenidos en el artículo 75 de la Ley 1448 de 2011, esto es, la calidad de víctima del solicitante, su vínculo jurídico con el predio como propietario del mismo para la época de los hechos alegados, y el despojo material y jurídico del mismo. Cuando en el proceso de restitución de tierras, se encuentra que el opositor también es víctima de desplazamiento por el conflicto armado y es un adquiriente de buena fe, las diferentes autoridades del Estado están obligadas, a adoptar todas aquel/as acciones afirmativas necesarias que garanticen a las víctimas (ya sea solicitante en restitución u opositora) un acceso equitativo a las medidas reparatorias que se ordenen, buscando evitar la perpetuidad en la lesión o agravación de sus derechos fundamentales y no generar situaciones de desigualdad que puedan tener un efecto divisorio entre las mismas

Sentencia: Proceso: Radicado: Solicitante: Opositora: Asunto: Síntesis:

Medellín, dieciséis (16) de febrero de dos mil dieciocho (2018)

Magistrado Ponente: PUNO ALIRIO CORREAL BELTRÁN

TRIBUNAL SUPERIOR DISTRITO JUDICIAL DE ANTIOQUIA

SALA CIVIL ESPECIALIZADA EN RESTITUCIÓN DE TIERRAS

Página 2 de 42

Exp: 05045 31 21 002 2014 00057 00

Narró que, el 11 de julio de 1996 se dio la masacre de Villa Arteaga, Bejuquillo, Porroso y Nuevo Mundo, en la cual asesinaron a Hernán Arias, Piedad Carmona, Miguel González, Jhon Jairo Osorio, Heriberto García, y se llevaron amarrado a un muchacho que le decían Farola, hijo de Roberto Hoyos a quien mataron en ese misma fecha en Guapa. Adicionalmente que, un año después, esto es, el 20 de julio de 1997, el solicitante se desplazó de su predio, debido a la violencia que se vivía en la zona, y por cuanto, un grupo de hombres armados les dijeron que tenían que salir de la región; en tal sentido se precisó que el solicitante, en una ocasión en la que se dirigía hacia Villa Arteaga, lugar de residencia de su madre, fue abordado por un hombre armado quien le puso un fusil en el pecho, lo amenazó y le manifestó que esas veredas tenían que dejarlas desocupadas; por lo cual, junto a su esposa Gloria Elena Correa y sus hijos Meira Gisela, Raquel y Juan Carlos, se desplazaron hacia Medellín, dejando abandonado su predio.

Como sustento de la solicitud se aseveró que el solicitante, llegó a la vereda Bejuquillo, Municipio de Mutatá en el año 1991, y se puso a trabajar en la ganadería. Adicionalmente que, con posterioridad parcelaron la finca 'Bejuquillo', y el Incora mediante Resolución 2251 del 16 de agosto de 1991, le adjudicó la parcela reclamada.

"Norte: Partiendo desde el punto 60 en línea quebrada y pasando por el punto 59 en dirección nororiente hasta llegar al punto 58, con predio con código catastral 054802004000000200039 con cerca de por medio. ORIENTE: Partiendo desde el punto 58 en línea recta y pasando por el punto 57 en dirección suroriente hasta llegar al punto 56, con predio con código catastral 054802004000000200039,: partiendo del punto 56 en línea recta, en dirección sur oriente hasta tteqer al punto 55 con predio con código catastral 054802004000000200004 con cerca de por medio y partiendo del punto 55 en línea recta en dirección suroccidente hasta llegar al punto 65 con cerca de por medio. SUR: Partiendo desde el punto 65 en línea recta, en dirección noroccidente hasta llegar al punto 64 con predio con código catastral 054802004000000200006, con cerca de por medio. OCCIDENTE: Partiendo desde el punto 64 en línea quebrada que pasa por los puntos 63,62,61 en dirección noroccidente hasta llegar al punto 60 con predio con código catastral 480200'4000000200015 con cerca de por medio. "

un área de 20 hectáreas 3781 m2, ubicado en la vereda Bejuquillo, del Municipio de Mutatá, Antioquia, con los siguientes linderos:

Página 3 de 42Rad. 05045 31 21 002 201400057 00

Al respecto, agregó que, para el año 1999 cuando el señor Eljach Osorno regresó al predio, ya tenía el mismo en venta, esto es, con anterioridad a la negociación con ella surtida.

Adicionalmente que, para la época en que se surtió el negocio, esto es, para el año 2000, ya había pasado el hostigamiento de la guerra.

María Lugarda Zapata Arias, en calidad de actual ocupante del predio reclamado presentó oposición, y sostuvo que la compra del predio no se dio, como se dijo en la solicitud, por la suma de ocho millones de pesos, sino por veinte millones, tal como se da cuenta en el respectivo contrato suscrito con los señores Carlos Wilder Eljach Osorno y Gloria Elena

Correa Bedoya.

2. La Oposición.

Se indicó que, al solicitante le fue informado por el INCORA que los predios adjudicados no eran negociables, por lo cual debía «arreglar con la señora María Lugarda», para devolverle el dinero y ella el inmueble, a lo cual la misma no accedió y posteriormente le «echó» a Elkin Castañeda, dirigente de las Autodefensas en Mutatá, quien le dijo que si no le daba los papeles de las tierras a la mamá lo mandaba a matar.

Se afirmó que, para esa época, el señor Eljach Osorno fue contactado por Francisco Mosquera quien le preguntó si vendía el predio, toda vez que le tenía compradora, por lo cual se trasladó a la vereda Bejuquillo y se entrevistó con María Lugarda Zapata Arias, haciendo un contrato de compraventa sobre el inmueble objeto de la presente acción por un valor de ocho millones de pesos en efectivo.

Se adujo que el solicitante regresó al predio el 19 de abril de 1999, encontrando el predio enrastrojado y la casa sin tablas, y que, permaneció tan solo quince días en la zona, regresando al cabo de dicho término a Medellín.

1'1,1'

Página 4 de 42

Exp: 05045 31 21 002 2014 00057 00

Dentro de dicho término, el MIr~IS'rERIO PÚBLICO, rindió sus alegaciones. Al respecto, luego de hacer una reseña histórica del proceso y hacer énfasis el concepto y alcance de la justicia transicional, el contexto de violencia, el derecho fundamental a la restitución de tierras y las presunciones de que trata la Ley 1448 de 2011, se adentró en el análisis de la prueba de la calidad de víctima del solicitante, la temporalidad de los hechos victimizantes alegados y consecuencial

Mediante auto del 10 de febrero de 2017, notificado por estados del 20 del mismo mes y año (f. 53 Trib.) se corrió traslado a las partes y demás intervinientes para que rindieran sus alegaciones finales.

3. Alegatos de Conclusión.

En consecuencia, solicitó que deniegue la restitución reclamada o en su defecto se reconozca en su favor compensación.

Concluyó que, en ningún momento amenazó o presionó al solicitante para que vendiera, y contrariamente se trató de una venta legal y transparente, libre de vicios como la fuerza o el dolo, por lo cual su proceder fue de buena fe. Reiteró que para el momento de la compra había salido desplazada de Glrardota, y llegó a Mutatá con la opción de comprar una tierra para poderla labrar y terminar de criar sus 8 hijos con los cuales llego a ese municipio; asimismo, que pagó el valor acordado por la venta, así como la dleuda que tenía el solicitante con el Banco Agrario.

Indicó que, mediante Resolución No. 0636 de octubre de 2002 el

INCODER, declaró la caducidad de la adjudicación realizada al señor

Eljach Osorno¡ igualmente que, mediante Acta 001 de agosto de 2009, le fue adjudicada la Parcela No. 28.

Afirmó que, llegó al municipio de Mutatá, procedente de Girardota, de

donde fue desplazada por la violencia.

Página 5 de 42Rad. 05045 31 21 002 20140005700

Las demás partes e intervinientes no rindieron sus alegaciones dentro del término otorgado en la referida providencia, pues pese a que, la opositora presentó escrito descorriendo el respectivo traslado, el mismo fue extemporáneo

En consecuencia, solicitó que se acceda a la restitución deprecada por el solicitante y se reconozcan medidas como segunda ocupante a la opositora

Frente a la oposición presentada por María Lugarda Zapata Arias, consideró que la misma ostenta la calidad de segunda ocupante, en tanto, deriva del predio su mínimo vital, se encuentra en condición de vulnerabilidad toda vez que cuenta en la actualidad con 71 años de edad, y su esposo con 81 años, y conforme la prueba testimonial éste último se encuentra en delicado estado de salud; así mismo, se demostró su calidad de víctima de desplazamiento, y, no tuvo relación directa o indirecta con el despojo o el abandono forzado, por cuanto para la fecha del desplazamiento del solicitante la señora Zapata Arias residía en el municipio de Girardota, de dónde salió desplazada en el año 1999, fecha en la que llegó a Mutatá y dada su condición de campesina y su arraigo por la tierra buscó una parcela para comprar y rehacer su vida junto a su esposo y sus ocho hijos. Agregó que, pese a la situación de violencia que sufrió el solicitante no obra ninguna prueba de la que se pueda inferir que la opositora conocía sobre el desplazamiento de aquel o haya participado en tales hechos.

Concluyó que se configuran los supuestos de hecho para que salga

avante la restitución solicitada, por encontrarse establecida la calidad de

víctima de Carlos Wilder Eljach Osorno, la calidad de...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR